El cómico Rajoy o un gazmoño en el Gobierno

Cuando Rajoy abandone La Moncloa habremos perdido un gran cómico o un simple gazmoño que aquí cada cual tome la definición que le parezca. Esperemos que desde la oposición mantenga sus momentos de gloria o mejor aún, que los siga protagonizando desde alguna universidad lejana en la que imparta cursos desde su experiencia como presidente al más puro estilo del expresidente Aznar.

Que tan presidente de los españoles “que son muy españoles y mucho españoles”, es el uno como el otro.

Claro que Aznar no fue el adalid del nacionalismo. Era otra época y quizá estaba más al día de lo que supondría la independencia de Cataluña o iba más preparado a las entrevistas. Menos mal que a Mariano Rajoy siempre hay alguien que le explica las cosas, ¿verdad, Alsina? ¡Qué disparate!

Habrá quien eche de menos sus ojos abiertos pero no despiertos, que parece una grotesca imitación  del gatito de Shreck y no dan ni un ápice de confianza cuando pone su pupila azul -licencia poética que a Bécquer se lo consentíamos- en nuestra pupila para responder a alguna pregunta del siempre avezado periodista y empresario, como reiteró en “Rajoy en Salvados” el presidente en funciones, Jordi Évole.

rajoy

Otros, como yo misma, lo que extrañaremos será su don para la oratoria y su lógica irrebatible porque a ver quién es el guapo que discute a Mariano Rajoy que “un vaso es un vaso”, ¡ni el mismísimo Coco de Barrio Sésamo lo diría más claro!

Lo que no puedo alcanzar a comprender son sus conocimientos sobre ingeniería industrial pero si Rajoy y su aplastante lógica dice que “tenemos que fabricar máquinas que nos permitan seguir fabricando máquinas, porque lo que va a hacer nunca una máquina es fabricar máquinas” pues alguien se lo habrá confirmado, aunque en el momento de decirlo ni las propias señoras que lo acompañaban lo entendieran. Claro que Rajoy no todos estamos a la altura de la inteligencia superior de nuestro presidente en funciones.

Sin duda, Mariano Rajoy no ha hecho lo que ha hecho durante sus años como presidente de España por capricho o con mala intención es simplemente que no entiende muy bien de qué va esto de la democracia, aún así ha tratado de explicárnoslo con más pena que gloria.

Además, Rajoy no nos ha mentido y siempre ha sido claro y muy sincero con nosotros.

Lo que sin duda, esperamos que diga con toda claridad Don Mariano es…

Pues eso, Rajoy que tú estarás un poquito cansado y los demás estamos bastante hartos. Aunque echaremos en falta lo cómico de tus errores. Aunque has dejado a buen recaudo tu tarea…

¿verdad, Cospedal?

2 Respuestas

  1. Ignacio dice:

    Lo de vayase Sr . González, Sr. Aznar, o Sr Zapatero, esta muy trillado ya, de todas formas, es valido como comentario, aunque no todo el mundo estara de acuerdo ( por ejemplo los mas de 7.000.000 de votantes del PP)

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: